Cómo llevar un buen mantenimiento anual de nuestro hogar

Cómo llevar un buen mantenimiento anual de nuestro hogar

Suelos de mármol de nuevo brillantes

Suelos de mármol de nuevo brillantes

Recuperar el brillo de los suelos de mármol es posible. Aunque a veces pensemos que mantener brillantes estas bonitas piedras naturales que incluyen el mármol, el terrazo o el granito, es difícil; nada más lejos de la realidad si actuamos aplicando las técnicas y los productos oportunos. Las consecuencias principales de su desgaste son el propio deterioro del paso de los años y el mal uso de limpiadores poco adecuados. Esto contribuye a que pierdan el brillo y, al final, a pensar en pulirlos para recuperar su brillantez original.

Tenemos, pero, trucos más sencillos de aplicar -y mucho más económicos- que pueden ayudarnos a recuperar ese brillo natural a nuestros suelos, sin tener que pensar en realizar una operación mucho más compleja.

Consejos para recuperar el brillo del mármol

  1. Lo primero que debemos hacer es quitar el polvo del suelo usando una mopa de gamuzas desechables, la escoba o la aspiradora.
  2. Tras este primer paso, lo siguiente es fregar. En un cubo con agua caliente y una fregona limpia, aplicamos un friegasuelos que contenga amoniaco para remover la grasa y la suciedad que suele quedar incrustada en los poros.
  3. Esperamos a que se seque, sin pisar. Una vez seco, tenemos dos opciones:
  • Abrillantar con cera

Debemos aplicar la cera correcta y es que la de suelos de piedra es diferente a la que se utiliza para proteger muebles o tarimas de madera. Podemos aplicarla con una máquina de pulir doméstica, o sin ella.

Ponemos el producto en un cubo y, sin diluir, con una fregona o esponja, repartimos de modo uniforme por el suelo. Una vez seco el producto, pulimos bien con una mopa o escoba muy suave. El truco para que brille con más fuerza es repetir el proceso una vez pulido.

Cuando limpiéis el suelo a partir de ese momento, poned un tapón de cera en medio cubo de agua y fregad siempre con esto, así certificamos el proceso de sellado. Los friegasuelos comunes contienen detergentes que retiran la capa de cera que hemos aplicado, por ello, lo mejor es olvidarlos y usar sólo la cera disuelta en agua para limpiar.

  • Utilizar jabón casero o tipo lagarto

En lugar de cera, otro truco es utilizar jabón. Esta opción limpia perfectamente el suelo sin necesidad de añadir ningún otro tipo de detergente.

Derretimos dos cucharadas de jabón rallado en un vaso de agua caliente y lo añadimos a medio cubo de agua, también, caliente. El jabón ideal es el que se hace con aceite y que podemos crear en casa, pero si no, también da muy buenos resultados el jabón tipo lagarto que podemos comprar en el supermercado.

El jabón ayuda a recuperar el brillo de los suelos de mármol o terrazo. Donde primero podremos notar el efecto es en las zonas más desgastadas. Al principio aparece un brillo como a rodales. Es un buen síntoma. El suelo va tomando distintos tonos de brillantez, según el desgaste. Las primeras veces la piedra va cogiendo y absorbiendo poco a poco el jabón. A medida que vamos limpiando y fregando, realizando este procedimiento, el brillo del suelo se va unificando y desaparecen las marcas para dar uniformidad por igual.

Un pulido doméstico profesional

Si queremos acabar por dar ese toque profesional a nuestro suelo y que brille como si estuviese recién pulido por auténticos expertos, utilizar una mopa de paños lavables de microfibra será nuestra gran aliada a la hora de pulir y potenciar el brillo final obtenido con la cera o el jabón.

Sólo debemos tener algo de cuidado, porque al aplicar ciertos abrillantadores específicos al terminar el proceso, obtenemos mucho brillo, pero también manchas y resbalones evitables.

Y así de fácil es recuperar el brillo de nuestros suelos de mármol. Sin necesidad de comprar productos especiales o de llamar a un equipo de limpieza profesional, podemos seguir disfrutando de nuestros suelos, sin más dilación. Ciertamente, el brillo conseguido no será como el de un acristalado a máquina, pero sí os garantizamos que volveréis a ver brillar, de forma natural, vuestros suelos.

Nos vemos en nuestra próxima entrada con nuevos consejos y trucos referentes al sector de la limpieza 😉